jueves, 9 de octubre de 2008

Malditas correcciones políticas y otras malditas cosas


A P y a Eduardo Huchín

 “La corrección política no legisla la tolerancia; organiza el odio.”
- Jacques Barzun


De entre las contadas cosas que me agradan de la raza humana, una de ellas es su diversidad. Su diversidad de pensamiento, siempre y cuando esté sustentada en la inteligencia; esa que puede llevarte a invaluables charlas en la mesa de una cantina y a emborracharte alegremente con tipos de una ideología política, filosófica y sexual diametralmente opuesta a la tuya. Misma diversidad que se convierte peligrosa y deambula sobre una filosísima hoja de acero cuando es portada por asnos (que siempre resultan ser la apabullante mayoría) que basados en su inagotable ignorancia creen ser los poseedores de la verdad absoluta: que todos pensamos igual, o lo que es lo mismo, que todo el mundo debería pensar, actuar y hablar como ellos.

Estos bellacos que menciono y que, repito, son la mayoría, están en todas partes, sobre todo ocupando cargos que ni por error deberían ocupar: presidencias de países, gobernando Estados, creando y aprobando leyes desde senadurías y diputaciones, dirigiendo Institutos de Cultura, educando a niños de primaria y dictando desde la dirección de los periódicos con mano enérgica y doblemoralina qué se debe y qué no se debe publicar en la prensa escrita.

Para muestra, un botón. Resulta y se los juro por Jesús en taparrabos, que en un lugar llamado Campeche (ciudad donde vivo) decretaron que la “Reina Gay” del Carnaval ya no debe llamarse así, sino “Reina de Eventos Especiales”. Qué tal con mis amigos. Qué bendición y qué tranquilidad es saber que exista un comité encargado de salvaguardar los valores de la sociedad, que prohíbe que la palabra “gay” sea escuchada por nuestros niños. Ya era hora de que hicieran algo. Ahora espero que cada que tengan un “evento especial”, como suelen ser cumpleaños, bodas, primeras comuniones, bautizos y confirmaciones, inviten a la nueva monarca para que presida con todo y vestido de plumas las pomposas ceremonias especiales.

Les digo, la gente idiota está en donde menos debería estar y uno termina por mal acostumbrarse a sus idioteces. Como por ejemplo, que las personas que sufren síndrome de Down sean llamadas “personas con capacidades diferentes”. Al decir que tienen capacidades diferentes a las de todos los demás, los están marginando de una forma peor. Pero claro, a alguien se le ocurrió (seguramente a un político, muy correcto él) decir para que no se oiga feo, “llamémosle a esos mongolitos personas de capacidades diferentes, no sea la de malas y se nos enturbie la sopa”. Y en atronadora caravana de aplausos todos los demás imbéciles le hicieron caso, y de ahí en adelante las personas con alguna discapacidad (que ese es el nombre correcto) son llamadas “personas con capacidades diferentes”.

Y ahí no para la cosa, se los aseguro, es cuestión de tiempo para que queramos ser tan políticamente correctos como nuestros inteligentísimos y primerísimo-mundistas vecinos del norte, con sus demandas y sus sálvese quien pueda si por la boca utilizas un adjetivo que suene rarito para calificar a una persona. Por citar otro ejemplo, si le dices “negro” a una persona de raza negra, eres un racista; sólo basta ver lo ridículo que se ven los comentaristas deportivos cuando ven a los negrazos meter cientos de goles o apabullar todas las marcas olímpicas y no encuentran las palabras políticamente correctas para decir que el negro es una maravilla. “El atleta neg… ejem, perdón, el atleta de raza de color es un fuera de serie”. Lo mismo pasa con los indígenas, que ahora ya no son indígenas, sino nativos de su ciudad natal. Vaya estupidez. Y lo peor es que lo aceptamos como sin nada, no vaya a ser que nos llamen intolerantes y racistas, y vengan las ONGs y los derechos humanos a señalarnos con el dedo acusador y justiciero por expresarnos de forma incorrecta.

A nada estamos de que estos idiotas (entre ellos los editorialistas mojigatos, que son casi todos, y los primeros en poner en primera plana la fotografía de un ebrio descuartizado en mitad de la calle, flanqueado por Maribel Guardia y Lorena Herrera en lencería invisible, mismos que jamás ponen las fotos de los niños desmembrados por la guerra de Irak) nos digan que está prohibido utilizar el adjetivo “feo” para calificar a una persona que es fea, lo correcto será referirse a ellos como “personas de apariencia”, y a los “gordos” (no vaya a ser que se nos ofendan) los llamaremos “personas de tamaño”, o “de talla”.

Por eso, al paso que vamos, no es de extrañar que en los gloriosos Estados Unidos de Norteamérica, una senadora negra, perdón, afroamericana, exigiera indignadísima ante el senado que los huracanes debían llevar más nombres negros, como por ejemplo, “Shaniqua” o “Jamaal”.

14 comentarios:

Rodrigo Solís dijo...

Este escrito es de hace casi dos años, pero lo subo porque curiosamente hace un mes El Nuevo Herald de Miami no quiso publicarle a Jaime Bayly un artículo donde decía que no se le paraba (traducción: confesarse impotente sexual).

http://www.elcomercio.com.pe/ediciononline/HTML/2008-09-08/censuran-jaime-bayly-confesarse-impotente.html

Mari dijo...

ya sabia yo que ese hombre no podia ser tan perfecto
ni modos
guardare un minuto de silencio

Bárbara dijo...

Por partes:
Me parece que actualmente están confundidos los tantos, como yo mencionaba en mi post, no está mal decirle a las cosas por su nombre, por el contrario, así nos sacaríamos tanto tabú de la cabeza y tanto enfermito dando vueltas, sin embargo, creo que lo que nos correcto es utilizar las denominaciones a tal o cual grupo social étnico y demás diferencias no aceptadas socialmente, a manera de insulto.

Pero como es muy difícil explicarle a la gente la diferencia entre ambas cosas, no tuvieron mejor idea que meterlo todo en una misma bolsa, así se ahorran un largo trabajo de educación y es más fácil señalarte sin sentido, aunque la excusa de hoy es “todo el mundo lo hace”....(insisto, el que sea común no lo convierte en correcto)

Ahora, el Sr. Jaime Bayly tiene todo el derecho de mencionar lo que se le canten las pelotas en su columna, pero también es cierto que conoce las reglas del juego y sabe que la sociedad estadounidense es la más moralina del mundo, así que no se me venga a espantar ahora con que no le publicaron su columna porque hablaba de los efectos que le provocan los antidepresivos a su libido.

Ah, ¡que tema ese de que no tengan una erección los hombres! por favor!!, uno considera que por ser una persona inteligente y lucida le daría su debida proporción al tema...pero bueno si hasta el maravilloso Jaime Sabines lo mencionó en ese poma que ejemplifica perfectamente este caso, (y el suyo propio) “Siempre fui mi pene”...

Rodrigo Solís dijo...

Mari: muchas mujeres (y hombres) están de luto.

Bárbara: aunque te diré querida bárbara, tachamos a los gringos de moralinos pero son ellos los que siempre publican las cosas más sórdidas y aunque duela reconocerlo son un ejemplo de libre expresión.

monica dijo...

Hace algun tiempo, cuando Carlos Loret de Mola dijo que competian por la candidatura democrata un negro y una mujer y muchisima gente protesto por ello, yo puse un post en su blog con un link hacia este artículo. Me parece uno de tus mejores artículos y creo que tienes mucha razon, a las cosas se les debiera decir por su nombre sin irnos por las ramas.

Rodrigo Solís dijo...

Mónica: gracias por tu comentario y por la promoción, aunque dudo que mi guapo y acicalado paisano se haya tomado la molestia de leer este escrito. Un fuerte abrazo.

El Siglo (Panamá) dijo...

Publicado en:

http://www.elsiglo.com/siglov2/Opinion.php?idnews=41588&idsec=3

PETROLEUMWORLD.com (Bolivia) dijo...

Publicado en:

http://www.petroleumworldbo.com/extrabolivia07050201.htm

Sin calumnia (Campeche) dijo...

Publicado en:

http://sincalumnia.blogspot.com/2007/03/pildorita-de-la-felicidad_17.html

MILENIO NOVEDADES (Yucatán) dijo...

Publicado en:

MILENIO NOVEDADES 22 FEB 09

Notivargas (Venezuela) dijo...

Publicado en:

http://notivargas.org/pildorita-de-la-felicidad/21454-malditas-correcciones-politicas-y-otras-malditas-cosas.html

Analitica (Venezuela) dijo...

Publicado en:

http://www.analitica.com/va/sociedad/articulos/3341414.asp

La opinión (Argentina) dijo...

Publicado en:

http://www.diariolaopinion.com.ar/Sitio/VerNoticia.aspx?s=2&i=9463

Extra de la Laguna (Coahuila) dijo...

Publicado en:

http://www.extradelalaguna.com.mx/Carpeta%20de%20Opinion/Opinion10_Pildoritas.htm